Mejora tu mentalidad con cuatro acciones de manera sencilla

Si lo prefieres puedes escucharlo en iTunesiVoox o Spotify

Episodio 048 Emprendimiento & Éxito. El podcast para emprendedores digitales

Seguro que ya has escuchado alguna vez la frase de «lo que crees lo creas».

No sé si estás de acuerdo con ella, pues encuentro tanto personas a favor como en contra. Yo soy de los que opina a día de hoy que somos el fruto de aquello que creemos. Nuestras creencias determinan nuestra vida. O como en alguna ocasión he escuchado a Alex Rovira «no vivimos al límite de nuestras posibilidades sino al de nuestras creencias».

Si quieres tener una vida de éxito es preciso que tengas una mentalidad adecuada para ello.

Para tener esa vida soñada, sin duda nuestra mentalidad es fundamental. Una mentalidad de abundancia, lo cual no suele ser con la que nos han programado.

Ya hablamos la semana pasada en la entrevista con Raúl Martín mucho sobre mentalidad y esta semana retomo estos episodios en solitario para indagar más en todo esto de la mentalidad, sobre cómo mejorarla de manera muy sencilla.

¿Preparado? ¡Pues dale al play!

Notas del episodio

Libros para emprendedores

Transcripción del episodio

Ay! Las creencias…

Malditas creencias que nos traen por la calle de la amargura, ¿verdad?

Sí, te he dicho que íbamos a hablar de mentalidad. Y al final nuestra mentalidad son nuestras creencias.

Para tener una mentalidad de abundancia, esa que te lleva a tener una vida de éxito, hemos de trabajar nuestras creencias.

Quiero matizar que al hablar de abundancia, no me refiero solo a abundancia económica, que también, sino en todas las áreas de la vida. Especialmente esas tres grandes áreas como son salud, dinero y amor (relaciones).

Bueno, dicho esto, cambiar nuestras creencias no es nada sencillo, no nos vamos a engañar.

Muchas veces podemos pensar que hemos cambiado nuestra forma de pensar, valga la redundancia, y aun así no obtenemos resultados y eso es normal porque no nos damos cuenta de que en realidad es el subconsciente el que maneja principalmente nuestra vida. Esas creencias arraigadas que son, aproximadamente, el 90% de nuestros pensamientos.

Por eso se dice que lo que crees lo creas.

Explicado brevemente, nuestros resultados son el fruto de nuestras creencias. ¿Por qué? Muy sencillo, nuestras creencias determinan nuestra forma de pensar. Esos pensamientos que tenemos son los que generan la emoción que sentimos y sin duda, en función de lo que sentimos actuamos. Por último, nuestros actos son los que determinan nuestros resultados.

Como ves, es tan sencillo (y tan difícil) como cambiar nuestras creencias para cambiar nuestros resultados.

Y digo tan sencillo porque la teoría es bastante fácil de asimilar y saber qué es lo que hay que hacer, pero en la práctica conlleva muuuucho más trabajo.

Aunque seas consciente de todo esto, no cambia de la noche a la mañana. Nada bueno se consigue de la noche a la mañana como ya hemos hablado en diferentes ocasiones en el podcast.

No sé cuántos años tienes, pero salvo que seas mi oyente más joven con muuuuucha diferencia, estoy convencido de que llevas años y años pensando de una determinada manera que desde pequeñito te metieron en la cabeza. Sin ninguna maldad, pero ahí te inocularon esa mentalidad de escasez. Tus padres, tus familiares, tus profesores, los medios de comunicación…

En mi caso me he pasado 35 años pensando de esa forma y no puedo pretender que en unas semanas la vida cambie totalmente. Si tras 35 años decido lavarme la cabeza en otra parte (porque que te laven la cabeza es inevitable, solo puedes decidir dónde te la quieres lavar) tengo un trabajo largo y no va a cambiar como te decía en muy poco tiempo, pero hay maneras de mejorarlo y acelerar el proceso.

Nuestra forma de pensar está generada por el entorno, por lo que vemos, lo que escuchamos y lo que leemos. Pues haciendo uso de eso mismo, se puede cambiar la mentalidad para que sea abundante.

¿Cómo podemos hacerlo para que sea más sencillo y rápido?

Pues siendo muy consciente de todo aquello que leemos, escuchamos y vemos.

Si lo que has leído, escuchado y visto te ha traído hasta el punto en el que estás ahora es porque no era la correcto.

Si tus resultados no son los adecuados entonces es que te falta algo que aprender, cambiar esas creencias de las que llevamos todo el rato hablando.

Y lo mejor para ello es que sities tu cerebro desde ya con la nueva información que quieres meterle.

Con lo de sitiarlo me refiero a que lo bombardees de tal manera con la información que no pueda pensar en otra cosa. Como decía Ralph Waldo Emerson, “una persona es lo que piensa todo el día”.

Pues si quieres convertirte en otra persona has de conseguir tener otra mentalidad y para ello, como te decía, lo mejor es que bombardees tu cerebro porque está sucio.

Sí. Te han lavado el cerebro y programado de una forma que no te hace conseguir los resultados que quieres así que es momento de limpiar toda esa información e introducir una nueva.

¿Cómo? Películas, libros, documentales, entrevistas, conferencias, charlas, eventos…

Al final somos aquello que nuestro cerebro empapa y todo lo que vemos, leemos y escuchamos nos va marcando, así que a partir de ahora has de ser consciente de lo que lees, ves y escuchas.

Te comento diferentes acciones que pueden ayudar muy mucho a cambiar tu mentalidad.

Lee todos los días un rato. Sí, y te lo dice alguien que hasta hace 3 años habría leído enteros menos libros que los que se pueden contar con los dedos de una mano, pero sin duda es una de las mejores maneras de crecer.

Elige libros sobre desarrollo personal, espiritualidad, emprendimiento. Tienes biografías de personas de éxito que te ayudarán a darte cuenta que todos ellos fueron muy desafiados, que para nada es cuestión de suerte y que todos podemos mejorar.

Te dejaré un enlace a un listado de libros sobre esas tres temáticas que me parecen imprescindibles.

Leer es una de las mejores maneras de cambiar tus creencias. Procura hacerlo por las noches antes de acostarte.

Elimina la televisión. Suena radical, sí. Pero como decía Jim Rohn, “las personas de exito tienen grandes bibliotecas, el resto grandes televisores”. La televisión no te aportará más que entretenimiento pero nunca educación. Seguro que has invertido cientos y cientos de horas delante de ella dejando que otros seleccionasen por ti lo que ver, a partir de ahora, se tú quien decida qué ve y cuándo lo ve. Empieza a ver documentales, series, conferencias, charlas… que hagan que tus creencias evolucionen. Simplemente en Youtube puedes encontrar cientos de ellas que te ayudarán en tu cambio de creencias.

Escucha podcast. Bueno, que te voy a decir yo, ¿no? Ya solo falta que te diga y prioriza este podcast y dejarlo ahí, ¿no?

Ahora en serio. Por supuesto que te invito a que sigas escuchando este podcast y aprovecho para animarte a que me digas sobre los temas que te pueden ayudar más. Pero no pierdas la oportunidad de escuchar los muchos podcast maravillosos y gratuitos que hay a día de hoy sobre desarrollo personal, crecimiento, mejora, hábitos, salud… Si tienes dudas de algún ámbito pregúntame con toda la confianza y te comentaré mis preferidos.

Yo aprovecho todos los trayectos que hago para ponerme los auriculares y estar en continuo aprendizaje y lavado de cerebro.

Cuida tus relaciones. Decía también Jim Rohn que somos la media de las 5 personas con las que más nos relacionamos. O como dice el refranero español, “dime con quién andas y te diré quién eres”. El entorno es importantísimo, porque nos arrastra a una forma de pensar y si tu entorno te ha llevado hasta el punto en el que te encuentras hoy has de tomar cartas en el asunto. Además, obviamente será de gran utilidad que empieces a relacionarte con personas del tipo al que te quieres parecer. Busca grupos en tu ciudad sobre temáticas que quieras mejorar, ve a eventos, ten charlas con esas personas aunque sea por videoconferencia… Siempre hay opciones.

Como ves, tal y como te decía antes, cambiar nuestras creencias para cambiar nuestros resultados es tan sencillo (y tan difícil) como hacer ese tipo de cosillas. Puedes ver que leer no es algo difícil, o ver un documental, pero lógicamente no consiste tan solo en hacer una vez eso, sino en empezar a cambiar tu vida y que el estilo elegido vaya acorde a los resultados que quieres conseguir.

¿Qué otras acciones consideras que podríamos hacer para mejorar nuestras creencias? Me encantará leerte en los comentarios. Yo también soy todo oídos para ti.

COMPARTE MI POST

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email

Deja un comentario

Responsable » Fernando González Guaza (servidor)
Finalidad » enviarte mis nuevos contenidos y lo que vea que puede interesarte para tu emprendimiento.
Legitimación » tu consentimiento. Es decir, que estás de acuerdo.
Destinatarios » los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Active campaign (proveedor de email marketing de Iniciatumarketing) fuera de la UE en EEUU. Active campaign está acogido al acuerdo EU-US Privacy Shield, cuya información está disponible aqui, aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Ver política de privacidad de Active campaign. (https://help.activecampaign.com/hc/en-us/articles/218789997-Priva).
Derechos » Tienes el derecho a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos en el momento que quieras.